Miranda do Douro se asoma tranquila, encaramada, como una centinela vigilando y protegiendo el Duero y su cultura, la de estas tierras fronterizas, una cultura y tradición que en Miranda do Douro ha sabido amar, cuidar y guardar.

Ubicada en la zona de Trás os Montes, una de las zonas más aisladas de Portugal durante mucho tiempo, lo que ha ayudado a la preservación de una cultura única y singular. Como ejemplo el Mirandés, reconocido como idioma por el estado. Si visitas Miranda, fíjate en los carteles de las calles, están escritos en portugués y mirandés. Sus costumbres y tradiciones son uno de los grandes atractivos de Miranda, otro sin duda, su ubicación. En el corazón del Parque Natural Duero Internacional, permitiéndote disfrutar de los arribes y su paisaje puro y salvaje.

DATOS PRÁCTICOS

La comunicación desde España por carretera es muy buena, acedes atravesando el puente sobre la presa de Miranda. Nada más cruzar te encuentras en Portugal y Miranda do Douro. La distancia con Zamora es de 55 km, de momento no cuenta con tren, hay algún autobús con Zamora bajo reservando, y a horas intempestivas.

Miranda, aunque cuenta con el título de ciudad, es relativamente pequeña, y se puede recorrer y pasear fácilmente en una escapada de fin de semana. Podríamos decir que está dividida en dos zonas, la zona histórico o casco antiguo y la zona nueva o comercial. Cuando entras desde España, lo primero que ves es una rotonda, que separa una zona de otra, pero no te preocupes, la distancia es de apenas unos metros.

ALOJAMIENTO

El alojamiento en Miranda tiene una buena relación calidad precio. Puedes reservar sin problema por internet, portales de alojamiento…, etc. Dentro de la oferta puedes encontrar alojamientos rurales, hostales o el Hotel parador. Yo, como siempre, me decante por una opción céntrica y económica. El Residencial Planalto tiene habitaciones amplias y limpias, a un precio económico, y la ubicación es perfecta, en la zona nueva, como decía a unos metros del casco histórico.

OFICINA DE TURISMO

La oficina de turismo se encuentra en Largo Do Menino Jesus da Cartolinha (en la rotonda que divide la ciudad), no te preocupes por el idioma, en todo Portugal es sencillo que hablen español, y en esta zona más dado su cercanía, y si no siempre están dispuestos a entenderte.

IMPRESCINDIBLE

PASEO POR LAS CALLES DE MIRANDA. Suelo repetir mucho lo de pasear, es lógico es la mejor forma de conocer una ciudad. Pero es que en este caso, ese paseo es especial. Puede ser porque soy una enamorada de Portugal, pero el paseo por calles mirandesas, es diferente, te sabe a paz, tranquilidad, tradición, sosiego, esfuerzomor y  por las cosas sencillas… no sé, a Portugal.

Adéntrate en la parte antigua por la puerta que veras frente a la ya mencionada rotonda, y no tengas miedo de perderte, como te decía, es bastante acogedor y todo está cerca.

Posteriormente puedes realizar otro paseo por la parte nueva, donde se concentra el comercio de la ciudad. Algunos fines de semana puede estar algo saturada, por el turismo español. Pero merece la pena ver el ambiente, y en mi opinión se pueden encontrar chollos con una excelente relación calidad precio, como las míticas toallas portuguesas.

RUINAS DEL CASTILLO. El pasado y el presente de Miranda, también ha dejado huella en el urbanismo de la ciudad. En el 1762 durante un enfrentamiento con las tropas franco-españolas, el polvorín alojado en el castillo estalla, volando este casi en su totalidad, además de la muralla y junto a ella otros elementos y vidas, algunas crónicas hablan de hasta 400 muertos. Con esta idea en la mente comienza a pasear hacia las ruinas del castillo, así entenderás, el porqué de su estado. Y otras singularidades como la iglesia.

LA IGLESIA DE MIRANDA. En tu paseo por el casco antiguo, inevitablemente llegaras a ella. Lo primero que te llamara la atención será su descomunal tamaño en proporción al resto del núcleo. ¿A qué se deberá esto? Pues su historia también tiene que ver con la explosión del polvorín.

Miranda fue un punto clave, sobre todo durante los primeros siglos de la independencia de Portugal, esto y otros intereses, la convirtió en diócesis episcopal. Y lo que hoy llamamos iglesia, era la catedral de la zona. El terrible episodio del polvorín dejó Miranda devastada durante largo tiempo, despojándola de la diócesis a favor de Braganza. Sus horarios suelen variar, lo mejor es preguntar en la oficina de turismo.

MUSEO TIERRA DE MIRANDA. Es pequeño pero muy interesante, centrado en la cultura y tradición. Se pueden observan objetos locales, utensilios de herrero y telares con los que se tejía la lana de las ovejas parda, y por tanto paños pardos con los que sé confeccionada las “Capas d’Honras.” Cuando y lo visite tenían expuestas un par de ellas.

 

 

 

 

 

 

PASEO EN BARCO POR LOS ARRIBES. Los arribes del Duero, y sobre todo su vista desde el río es un auténtico espectáculo y la mejor forma de conocerlos es en barco. Tienes la opción de realizar un crucero ambiental, en un barco ecológico. Durante el recorrido te dan unas pinceladas de la flora, fauna de la zona y hábitos de la zona.

En la web www.europarques.com encontraras toda la información sobre estos barcos ecológicos, que además del turismo dedican recursos a la investigación. Tienen otro barco en el lago Sanabria, más moderno y muy recomendable.

SENDA DEL PARQUE Y SUS MIRADORES. Si te gusta el senderismo, el parque te ofrece cuatros senderos que te dan la oportunidad de conocerlo mejor.

Yo realice uno de 19 km que sale desde el mismo Miranda do Douro, y uno de los más bonitos. Discurre paralelo al río y sus miradores, que te dan una vista casi aérea del caño, como el de Sao Joao das Arribas. El camino es prácticamente plano a través de robles y aldeas encantadoras, en las que todavía se habla el Mirandés, lo que no es un problema, los lugareños se muestran encantadores, saludan espontáneamente a tu paso y se ofrecen para cualquier duda o ayuda desinteresada.

GASTRONOMÍA.

Si decimos Portugal, decimos bacalao, y aquí se cumple. Encontraras bacalao en todos sus restaurantes y de todas sus formas, como es típico. Quizás una de las zonas donde mejor lo preparan, y he recorrido y comido bastante bacalao portugués.

Pero si eres más carnívoro Miranda te reserva una sorpresa, su Vaca Mirandesa, una carne muy rica. Si te gusta la carne, tal vez habrás oído de hablar de la ternera de aliste, pues es la misma. La comarca de aliste abarca parte de la provincia de Zamora y la zona fronteriza de esta con Portugal. En muchos restaurantes le añaden un poco de ajo al preparar la, la forma típica de la zona.

DÓNDE COMER Y TAPEAR.

Sao Pedro. Situado en el centro de casco antiguo. Ambiente acogedor y excelente comida, probé dos tipos de bacalao y todavía recuerdo lo bueno que estaba, excelente calidad y preparación. Como el resto de los platos, el “Caldo Verde” del que soy una forofa, consejo acompáñalo de un “Vihno Verde.”

Sencillamente un gran restaurante. Rue Mouzinho de Albuquerque 20

Restaurante Jorda Lda. Se encuentra en la zona nueva, en la parte comercial. Restaurante con una carta amplia y variedad de platos portugueses.

El ambiente es concurrido, pero agradable, y lo mejor su comida. Como era inevitable probé el bacalao, solo puedo decir excelente. Al día siguiente volví a comer, carne de picaña al estilo brasileño, otra vez excelente. Servicio atento y precio estupendo.

Sencillamente un gran restaurante. Rua 25 de Abril 18.

Hotel Parador Catarina. Está al lado de la zona nueva, pegado a la entrada del cañón, lo que te permite comer en una sala elegante y acogedora, con una maravillosas vistas del cañón. Aquí me decante por un entrecot de vaca mirandesa, muy rico, acompañado de “Vihno do Douro.” Unos caldos estupendos, muy similares a nuestros riberas, con los que comparten clima y uva, si eres amante del vino no dejes de probarlos.

Sencillamente un gran restaurante. Largo da Pousada.

Restaurante Capas d’Honras. Situado en una de las calles aledañas de la vía principal. Restaurante con decoración de las tradicionales capas, y especializado en bacalao. Tal vez era el día, pero para mi gusto el bacalao no estaba al nivel de lo probado hasta ahora. Largo do Castelo 1

CURIOSIDADES.

ORIGEN DEL MIRANDÉS. Españoles y portugués comparten una historia en común, en ocasiones unidas, en ocasiones enfrentadas. Este es un ejemplo, el Mirandés es un vestigio del tiempo en que Miranda pertenecía al Reino de León, donde se hablaba el astur-leonés, algo así como un latín ibérico. El paso del tiempo lo borro, pero no en Miranda y sus alrededores, sigue en uso, hablado y escrito. Un vestigio de aquella unión.

LAS CAPAS D’HONRAS. A lo largo del post las he mencionado en varias ocasiones, no en vano es algo de lo más característico de Miranda. Bueno pues comienzo, lo primero mencionar que no son exclusivas de Miranda de Douro, su uso se extiende, groso modo, a la comarca de aliste y zonas colindantes tanto de Zamora, Portugal. Y dependiendo de la zona su nombre se amplía, como en Zamora “Capa de Honra y respeto Alistana,” aunque popularmente se conocen como “Capas Pardas”. Por el color de su paño, dado por la lana de la oveja de la zona.

Su origen y usos parecen tan inciertos como remotos. He investigado, pues me llama mucho la atención. Como decía no he encontrado muchos caldos, y muy pocos de ellos contractos históricamente. Existen diversas opciones, una que apuntan a un origen monástico, usada por los monjes de Moreruela, su uso se popularizó entre el pueblo conservándose hasta nuestros días. Otra de la versión, la remonta a la época romana, pudo ser usada por las centurias romanas para refugiarse del duro frío de esta zona, su tejido es perfecto.

Otra de las opciones, que mi opinión efectivamente es más una confusión, afirma que es la capa usada por los pastores para sus labores, parece que es confusa pues muchos afirman que las capas de los pastores son unas capas mucho más sencillas, si adornos ni labrados. La vedad que no es muy lógico que una prenda ordinaria, al mismo tiempo, sea usada en ocasiones especiales, ejemplo en miranda para nombrar al nuevo alcalde, son para ocasiones en que se honra y respeta. Si puede ser que la “Capa de Honra” se una mejora de esta capa usada por las clases altas hasta quedar como una costumbre, aunque esta teoría, aviso es de mi invención y no sé si tendrá mucha base.

En mi visita tuve la suerte de coincidir con un encuentro de capas de Miranda y otras zonas, como Zamora, ver portar las capas en directo es impresionante, y muy curioso. Otra tradición de la zona que pude presenciar es al baile del palillo, pero esta la dejo para otra ocasión.

This is for me? Yes, Miranda do Douro is for you.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *